Kazuki Takahashi, el artista japonés creador de la serie manga Yu-Gi-Oh! fue encontrado sin vida el pasado miércoles 6 de julio frente a las playas de Nago una provincia de Okinawa. El artista de 60 años inició su carrera como dibujante de manga en 1982 y no fue hasta 1996 que una de sus historias lo hizo famoso.

La historia de Yugi Muto, ese joven de secundaria que recibe de su abuelo un antiguo artefacto mágico cautivó al público del mundo entero y terminó por convertirse en un clásico del género que se publicó durante ocho años como parte de la revista semanal Shonen Jump, además de ser llevada a la televisión, al cine y adaptada a un multimillonario juego de cartas capaz de desafiar al mismo Pokemon.

La franquicia creada por Takahasi ha generado ventas por más de $17 mil millones de dólares; en enero se lanzó al mercado el videojuego Yu Gi Oh! Master Duel que fue descargado más de 30 millones de veces en solo tres meses.

Estas son algunas de sus frases más celebres.

No siempre se trata de ser el número uno. ¡Se trata de un duelo con valentía, honor y respeto! ¡Y lo más importante, poner las necesidades de los demás por delante de las tuyas!” —Yami Yugo “Los juegos no son aburridos. ¡Los rayos purifican nuestras almas y dejan espacio para un nuevo desarrollo que desafía la mente! ¡Son el producto de la sabiduría humana!” —Seto Kaiba “Si adoras algo lo suficiente, el azar de repente se convierte en la voluntad de fuerzas sobrenaturales todopoderosas”. —Yami Yugo “Las sonrisas son lo que conecta a las personas. Les permite comunicarse a través de sus almas”. —Yuzu Hiragi “El futuro es ilimitado y el pasado no es más que un rastro de memoria”. —Seto Kaiba “Si existe la voluntad, entonces hay esperanza”. —Yami Yugo “El futuro aún no está escrito. ¡Todavía hay tiempo para que las cosas cambien!” —Yusei Fudo “No servirá de nada luchar con odio en tu corazón”. —Yami Yugo “¡El pasado se ha ido, no puedes cambiarlo! ¡Pero el futuro se basa en la decisión que tomes!” —Yugi Muto “Enfrentarte a ti mismo sin importar lo difíciles que se pongan las cosas … y mantener la lucha… ¡de eso se tratan realmente los juegos! “—Kaiba